DENTAID EXPERTISE

Actualidad para profesionales de la odontología

Volver al inicio

Frente a la diabetes, trabajo en equipo

Colaboradores

02 mar 2021

Los profesionales de la salud bucodental, claves en la prevención y detección de esta enfermedad.

La clínica dental, por múltiples motivos, puede convertirse en un actor clave en la prevención y cuidado de la diabetes. Los profesionales de la Odontología pueden aliarse con los profesionales médicos en la detección precoz de personas que presentan prediabetes o diabetes y lo desconocen; pero, además, la consulta dental puede erigirse en lugar en el que se cuida al paciente con diabetes diagnosticada, con el objetivo de influir en el mantenimiento del control de la glucemia y en la prevención de complicaciones asociadas.

La colaboración de expertos de la Sociedad Española de Diabetes (SED) y de la Sociedad Española de Periodoncia (SEPA), que ha dado lugar a un grupo de trabajo específico sobre ‘Diabetes y Enfermedad Periodontal’, está facilitando este intercambio de experiencias y opiniones, con objeto de explorar y potenciar el papel que puede desempeñar todo el equipo dental en tareas de prevención y detección precoz de la diabetes, así como de cuidado de las personas que ya sufren esta enfermedad metabólica.

Un lugar privilegiado

La clínica dental puede ser un punto de cuidado de la salud general por varios motivos, y uno de los más importantes es que en ella se revisa a los pacientes con periodicidad, sobre todo a los pacientes con enfermedades periodontales. Como destaca la Dra. Cristina Serrano Sánchez-Rey, Máster en Periodoncia por la U.C.M. y secretaria del Grupo de Trabajo de SED-SEPA, “el paciente está más acostumbrado a ir periódicamente al dentista que al médico. Si el equipo de salud oral ha conseguido motivar adecuadamente al paciente con periodontitis, éste acude a sus citas de mantenimiento periodontal cada 3-6 meses”.

Junto a ello, según resalta el Dr. Juan Girbés Borrás, especialista en Endocrinología y coordinador de este mismo Grupo de Trabajo, “muchas enfermedades frecuentes son silentes (como la diabetes o la hipertensión arterial), sobre todo los primeros años, por lo que el paciente puede padecer alguno de estos problemas y, sin embargo, pensar que está sano. Además, muchos fuman y, a pesar de que sepan que no es un hábito saludable, por sí solos no son capaces dejarlo: necesitan información y motivación reiterativa”.

            Partiendo de esta situación, la consulta dental se erige en un bastión importante en la lucha contra la diabetes, más aún si se tiene en cuenta lo mucho que une a esta enfermedad metabólica y algunas enfermedades de las encías, como la periodontitis.

            Trabajo en equipo y personalizado

Si tenemos en cuenta todo esto, en palabras de la Dra. Cristina Serrano, “la labor del equipo dental en la prevención, tanto de la diabetes como de las complicaciones asociadas a esta enfermedad, puede ser de suma importancia”. De hecho, a juicio del Dr. Juan Girbés, “el equipo de salud oral puede colaborar con el médico en la prevención del desarrollo o progresión de diabetes mediante el mantenimiento de la salud oral, promoviendo estilos de vida saludables y mediante la utilización en la clínica de dispositivos integrados de cuidados médico-dentales, siendo el paciente el mayor beneficiado, con mejoras en su salud y calidad de vida”.

Se considera, por lo tanto, que el equipo de salud dental puede realizar diferentes acciones en función del tipo de paciente:

Acciones enfocadas a todos los pacientes

Una de las misiones más importantes del equipo de salud bucodental es la educación en salud, encaminada a la enseñanza de técnicas adecuadas de higiene oral dental e interdental, así como a informar sobre la relación existente entre salud oral y sistémica y, en particular, sobre salud oral y diabetes.

El equipo de salud oral puede ofrecer, asimismo, información sobre hábitos saludables. En ese sentido, puede recomendar, en general a todos los pacientes, que reduzcan la ingesta diaria de azúcares refinados a 50 g/día, lo que puede reducir, por un lado, el riesgo de caries, pero también tendría repercusión en la reducción, tanto de la obesidad como de la resistencia a la insulina producida por el exceso de azúcar, lo que puede ayudar a prevenir diabetes y enfermedades cardiovasculares

Otra función preventiva muy importante de dentistas e higienistas está relacionada con la información a niños y adolescentes de los aspectos nocivos del hábito tabáquico antes de que empiecen a fumar, ya que es un importante factor de riesgo de periodontitis, pero también de diabetes, enfermedades cardiovasculares y cáncer.

Acciones en personas con factores de riesgo

Muchas de las personas que acuden a la consultan dental no tienen diabetes diagnosticada, pero presentan una serie de factores de riesgo; algunos no pueden modificarse (como los antecedentes genéticos), pero otros sí (como la existencia de prediabetes, el sobrepeso/obesidad -sobre todo el perímetro de la cintura elevado-, la hipertensión arterial por encima de 140/90 mmHg, la elevación de lípidos -colesterol total y triglicéridos, sobre todo si el HDL está bajo- y el tabaco).

“Muchos de estos factores de riesgo son comunes también a la periodontitis y su modificación es parte integrante del tratamiento periodontal”, indica la Dra. Cristina Serrano. Por tanto, añade esta experta, “dicha modificación de hábitos puede ser una oportunidad para controlar no solo los factores relacionados con la enfermedad oral, sino para actuar también previniendo otro tipo de enfermedades como la diabetes”. En estos casos, el equipo de salud oral puede desempeñar una labor clave en prevención secundaria o terciaria.

Por ejemplo, los pacientes que tienen una dieta rica en azúcares refinados y grasas saturadas, considerados alimentos pro-inflamatorios, deben conocer que aparte de un mayor riesgo de caries, este hábito puede predisponer también a una mayor inflamación de las encías. En estos casos, como recomienda el Dr. Juan Girbés, “se puede recomendar que reduzcan su ingesta de azúcares, así como que aumenten el de frutas y vegetales frescos, lo que puede mejorar su respuesta al tratamiento periodontal y, por supuesto, es un factor muy importante en la prevención de la diabetes”.

Las personas con sobrepeso u obesidad tienen el doble de riesgo de sufrir periodontitis; por lo tanto, “el consejo nutricional sobre obesidad está justificado en la práctica dental, y debería realizarse en colaboración con otros profesionales de la salud, como médicos y nutricionistas, especialmente si el paciente tiene riesgo de diabetes o enfermedad cardiovascular”, resalta el Dr. Girbés.

Igualmente, existe evidencia epidemiológica sobre la mayor predisposición a sufrir periodontitis en personas con síndrome metabólico. En cuanto a los signos asociados, como la hipertensión o la elevación de lípidos en sangre, estudios de intervención han demostrado que tras el tratamiento periodontal se reducen ciertos parámetros sanguíneos relacionados (la proteína C reactiva, la tensión arterial, el colesterol total o los triglicéridos), por lo que se sugiere que el tratamiento periodontal podría tener potencial para mejorar algunas de las anomalías relacionadas con este síndrome.

Respecto a los fumadores, los dentistas tienen la oportunidad de motivarles para que cesen en el hábito tabáquico, al poder enseñarles en su propia boca, las alteraciones que pueden estar asociadas al tabaco, como son la periodontitis, recesiones gingivales, los fracasos que pueden producirse tras la colocación de implantes, o las lesiones premalignas, como las leucoplasias, que pueden evolucionar, incluso a cáncer oral. “Tratar la dependencia del tabaco es parte importante en el manejo de las enfermedades orales”, asegura la periodoncista Cristina Serrano.

Otro factor de riesgo de diabetes es la periodontitis. Los pacientes con periodontitis avanzada tienen una tendencia a tener la hemoglobina glicosilada más alta que los pacientes sin periodontitis, y de sufrir incidencia de diabetes en los siguientes años. Según el Dr. Juan Girbés, “ya sabemos que el tratamiento adecuado de la enfermedad periodontal puede mejorar los valores de glucemia y prevenir el desarrollo de una diabetes”.

Acciones en personas con diabetes diagnosticada

Al paciente que acude por primera vez a la consulta con diabetes diagnosticada, se le realiza una historia médica completa, donde se incluye el control de la glucemia y se registra si presenta algún tipo de complicación asociada a la diabetes.

A continuación, se le realiza una exploración periodontal completa. “Si el paciente no presenta enfermedad periodontal, se le explicará que, por el hecho de tener diabetes, va a tener una mayor predisposición a gingivitis y periodontitis y que por tanto es necesario que tenga una higiene dental e interdental excelente (se le enseñará a realizarla correctamente) y será necesario establecer un programa preventivo de limpiezas dentarias para evitar su aparición, al menos una vez al año”, informa la Dra. Cristina Serrano.

Si existe periodontitis, el riesgo de que se descontrole la glucemia y de tener, en el futuro, complicaciones asociadas a la diabetes, es mayor, por lo que es necesario controlar dicha periodontitis mediante un tratamiento consistente en una técnica correcta de higiene oral y en raspado y alisado de las superficies radiculares bajo la encía. “Este tratamiento es importante realizarlo exista o no buen control de la glucemia, porque se ha demostrado, que la eliminación de la infección y la inflamación gingival va a ayudar a controlar la glucemia, reduciendo el porcentaje de hemoglobina glucosilada”, aconseja la experta de SEPA.

Los tratamientos de cirugía periodontal y de implantes dentales están indicados siempre y cuando exista un control adecuado de la glucemia. En caso contrario, deben evitarse, ya que la cicatrización se verá perjudicada y habrá mayor riesgo de infección.

Es muy importante que los dientes que haya perdido el paciente, bien por caries o por enfermedad periodontal, una vez haya sido controlada la infección, sean repuestos, con el objetivo de que el paciente pueda tener una masticación adecuada, y, por consiguiente, una buena nutrición, fundamental en el caso de la diabetes.

El dentista también deberá estar pendiente y tratar otras alteraciones bucales asociadas a la diabetes, como la sequedad bucal (que se relaciona con la hiperglucemia y con algunos tratamientos) o el síndrome de boca ardiente.

Como aconseja la Dra. Cristina Serrano, “todos los pacientes con diabetes deben recibir un régimen personalizado de higiene oral y un asesoramiento individualizado en función de los factores de riesgo que presenten”. Además, recuerda que “los niños y adolescentes con diabetes tipo 1 deben ser revisados y explorados al menos una vez al año para prevenir la aparición de enfermedades periodontales”. Según concluye, “es fundamental comprender que los pacientes con diabetes y periodontitis van a necesitar cuidados orales durante toda la vida”.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Colaboradores

07 oct 2021

El flúor en la gestación

El flúor es un mineral que refuerza el esmalte dental, facilita la mineralización e inhibe la formación de placa bacteriana en la…

Ver más
Colaboradores

07 oct 2021

Prescripción de antibióticos en la extracción de los terceros molares

La extracción de los terceros molares incluidos es el procedimiento quirúrgico más frecuente en una unidad de Cirugía…

Ver más
Colaboradores

07 oct 2021

La consulta dental, un aliado clave en la deshabituación tabáquica

El tabaquismo, además de ser un enemigo para la salud en términos generales, es también un importante factor de riesgo para la…

Ver más

Suscríbete a la newsletter de DENTAID Expertise

Suscríbete a la newsletter

Responsable del tratamiento DENTAID, S.L. LABORATORIOS DE PREVENCIÓN E HIGIENE BUCAL, SLU (“PHB”).
Finalidad del tratamiento Dar respuesta a una consulta del interesado mediante el asesoramiento de un especialista.
Legitimación del tratamiento Su consentimiento para tratar sus datos personales.
Destinatarios de cesiones o transferencias No se realizan cesiones ni transferencias internacionales.
Derechos de las personas Interesadas Acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como al ejercicio de otros derechos conforme a lo recogido en la información adicional.
Información adicional Puede consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en este enlace.

¿Quieres estar al día de la actualidad para profesionales de la odontología?

Suscríbete a la newsletter de DENTAID Expertise

Responsable del tratamiento DENTAID, S.L. LABORATORIOS DE PREVENCIÓN E HIGIENE BUCAL, SLU (“PHB”).
Finalidad del tratamiento Dar respuesta a una consulta del interesado mediante el asesoramiento de un especialista.
Legitimación del tratamiento Su consentimiento para tratar sus datos personales.
Destinatarios de cesiones o transferencias No se realizan cesiones ni transferencias internacionales.
Derechos de las personas Interesadas Acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como al ejercicio de otros derechos conforme a lo recogido en la información adicional.
Información adicional Puede consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en este enlace.
DENTAID Global

Descubre qué estamos haciendo a nivel global:

DENTAID por países

Encuentra las últimas novedades y soluciones de DENTAID en cada país:

Politica de Cookies

La configuración de Cookies se ha guardado/actualizado correctamente con las preferencias indicadas.

Cerrar